viernes, 1 de mayo de 2009

Décimo paraje de los días sin nombre

Si tan sólo ella pudiera enamorarse de "alguno"..., de Farfán, pero ¡ah!, "la realidad" le da mejores mieles que este paraje distante; objetivos, perspectivas tal vez más palpables que nosotros...
¿Qué tanto oras Farfán? ¡Lía!, me asustaste. ¡Te tardaste mucho tiempo en venir! Ehem yo estaba, bueno estoy concluyendo... Sí, sí me dirás que hay "objetivos" que te hacen dejarnos a un lado ¿no?,¡con lo que pasa del otro lado pudiste haber venido antes! De hecho aquí estás segura. Pero Farfán... ¡No te excuses! ¿Y ya escribiste algo sobre lo que pasa del otro lado? No... Mmm sería interesante, tanto como aquél ejercicio en el que te pedían contar una historia sobre un día en el cual la ciudad amanecíera sin gente, sin nada: vacía; te acordaste entonces de dos sueños que habías tenido previamente: Ni una sola alma, si acaso hojas crujiendo con el aire, piedras, hormigas;supiste entonces que te gustaba generar ambientes. Tienes mejor memoria que yo... Para eso estamos... ¿Y bien? Aquello de lo que recuerdo en esta semana fue pasar con el coche y ver la combi de los helados con música de maquina interpretando "O sole mio"... Y nadie que comprara un helado. Salir a pesar de lo que dicen por causas "de fuerza mayor", protegida con todo lo que dicen y ver como hay los que hacen fiesta y aprovechan, los que sí siguen las reglas, los que... ¿Te imaginas que alguien que conocieras tuviera esa enfermedad? ¿Así sí creerías? Yo no he dudado en que exista, sólo que está muy manipulado. Bien ¿cómo te sentirías sí te llaman para decirte que murió alguien querido a causa de ésto? Luego si nadie puede salir ¿dónde lo velarían? ¡Farfán! Vine a escuchar la historia de la mujer barbada y Cirro, a desconectarme un poco de lo que pasa allí afuera... Ok, ok, sólo quería que tomaras conciencia ¿Qué recuerdas de ésta mañana? Levantarme a preparar el desayuno y escuchar "Quizás, quizás, quizás" a las casi diez en la voz de Rigo Tovar, al otro lado del jardín o más lejos aún. Ok... ¿Recuerdas la pista? Va algo así ¿no? "Siempre que te pregunto que cómo cuando y donde tu siempre me respondes quizás, quizás, quizás. Y así pasan los días y yo desesperando y tu, tu contestando, quizás, quizás, quizás. Estás perdiendo el tiempo, pensando, pensando. Por lo que más tu quieras, hasta cuando, hasta cuando..."
¿Claude? ¿Claude? Miren nada más a la mujer con barba más bella del circo. Si tan sólo pudiera afilar mis cuchillos en sus cabellos y afeitar su rostro. No sería más la atracción del circo "Q" por supuesto, pero podría tocar su grácil belleza, su barba partida delineada por mis dedos "couteau, couteau, couteau" ¡Ah! tan masculinamente femenina...
¡Vete Grille!
¿Por cuánto tiempo pensaron que salías con Mariana?, a quien si acaso mi buen tino no ha atravesado de par en par, por el contrario ha delineado su silueta para el público. Ahora sabemos que te trae loca ese trapecista de nueva envergadura: Nicolá. No imagino tus fuertes muslos enlazados al frágil torso de ese "contorsionista". Lo harás pedazos, ja. Si no te gustan las chicas, cuando menos tus gustos varoniles son altamente femeninos. Nicolá es "el hombre" más fino que se ha visto por estos rumbos circenses.
Déjame en paz Grille, o hablaré con Tartún.
¿Con el director belleza mía? ¡Ay qué tierna eres! Barbuda pero no puedes protegerte de nadie por ti misma.
¡Tartún,Tartún, Grille me está molestando diciendo que Nicolá es una nena velluda!
¡Eh! ¿a dónde crees que vas? Vuelve al Camerino al instante ¿Claude, Claude?
Y así, la vida de Claude no era precisamente un paraíso. Sólo tenía tres amigos: El mago Avatar, Mariana y Tartún. Y en efecto sentía un cariño muy especial por Nicolá, a pesar de su corta temporada en el circo "Q" ¿El no estaba allí desde siempre? No Lía. Nicolá había llegado del sureste, Tartún había detectado su talento y convidado a ser parte del circo. Era un chico bello, no sé si realmente pudiera decirse guapo. Sus rasgos eran muy finos, su rostro simétrico y afilado mejor que cualquier cuchillo ¿Y qué pasó?
¡Tartún, Grille otra vez! ¡Ah Claude. Te he dicho que no lo cambiarás, es inútil. Es el más niño de todo el circo. No sabe obtener nada por la buena vía y luego sus amistades: Colmillo el domador de leones... No le hagas caso, ignóralo.
Pero es que ni así entiende.
¡Claude, Claude, Claude! No le contestes, no hagas nada. Entenderá y se marchará.
Cada noche Nicolá y Claude platicaban en la carpa del circo. Nunca se supo si en verdad pasó algo entre ellos. El conflicto comenzó cuando dejaron la carpa para ir a conversar al camerino de Nicolá. Los celos de Grille eran tremendos. Aseguraba que hacían el amor día y noche, que se besaban, escuchaba tras de la puerta los sonidos que su imaginación gestaba para encontrar una razón que lo anclara a Claude.
Nicolá era tímido, le gustaba darse su tiempo para conocer a las personas. Se sentía solo en el circo. Su huída no había sido sencilla. Dejarlo todo por el sueño del trapecio. Su única amiga era Claude. A los demás los trataba con diplomacia. A ella la quería, pero temía arriesgar a la única persona en que confiaba. Finalmente pasó. Claude fue al trapecio a ver el ensayo de Nicolá, charlaron un poco, ella lo acompañó al camerino y él distrajo su miedo en el atardecer. Le detuvo la barbilla en sus manos. Acarició los cabellos que bajaban hasta su cuello. La puerta del camerino ambulante se cerró con los últimos rayos del sol. Grille pasadas las nueve se acercó al camerino. Ésta vez no era su imaginación, no lo era. Montó en cólera y se dispuso a orquestar un plan, fue con su amigo el domador de fieras y elucubraron toda la noche. Pasó un mes en el que Grille fue mucho más amable con todos los miembros del circo. Un mes en el que no molestó a Claude y por el contrario la saludaba cordialmente. No buscaba ser adulador ni cambiar demasiado, sólo ser un poco más amable.
Mariana ¿dónde estás Mariana? ¿Pasa algo Grille? Se nos ocurrió un gran espectáculo a Colmillo y a mi. Ven te cuento ¿te ofrezco algo de tomar, un vaso de agua? Ven al camerino. Gracias Grille. Pues mira el plan es el siguiente, ¡ya lo hablé con Tartún está fascinado! sería una combinación del espectáculo de Claude, con el de Colmillo y el nuestro...
Mariana escuchó todo el relato de Grille hasta que el sueño la venció.
¿Claude, Claude? Mariana está privada. No sé que bebió, o qué comió, pero es imposible levantarla, no podrá estar en la función de hoy. ¿Podrías suplirla en el "Lanzamiento de cuchillos"?, mira que últimamente ya no te he molestado. Ya hasta Tartún aprueba mis comentarios y sugerencias al mejor aprovechamiento de la hora de circo.
No te creo Grille. Iré al camerino de Mariana.
Por más que intentó no pudo despertarla.
¿Y luego qué pasó?
La carpa se llenó de gente ese día. Estaba programada la función de los cuchillos justo después de la de Nicolá ¿Ya sabes que pasó, no? ¡Dímelo tú Farfán!
quince cuchillos, cada uno enclavado al rededor la silueta de Claude. El último de ellos marcó la silueta de su corazón... ¿Qué? ¿Pero qué forma más absurda de morir? Pero si ella sabía que Grille..., y Tartún también, seguro Avatar... Lía, Lía, no todas las muertes son "espectaculares" y sin embargo ésta lo fue. A tí te parece absurdo porque igual has visto cada "nueva" modalidad de muerte en tu tiempo, que ya nada te sorprende, que esta historia te aburre. ¿Pero entonces Nicolá? Nicolá sufrió mucho ¿Aquella noche del camerino pasó...? Nunca se supo Lía. Nicolá se fue del circo la mañana siguiente. Nadie supo que pasó realmente entre él y Claude ¿Tú crees que haya pasado Lía? Por los dos espero que sí. Tú bien sabes, porque lo has vivido, que se cierran las puertas por muchas causas ¿Pero tu descripción fue obvia? No necesariamente, él sólo le acarició la barbilla, la condujo dentro ¡Por eso es obvio Farfán! ¿Otra vez altiva jovencita? Ya sabemos que Grille oía y se imaginaba lo que la pasión le mandaba a su mente, ¿entonces? ¡No Farfán, no puedes hacerme esto! ¿Qué tiene de malo que hubiera o no hubiera pasado nada? Pues la infelicidad de ambos. Por favor Lía di algo que no sea trivial. Además su amistad..., que ella fuera la única a la que él hablaba.
En todas partes hay secretos Lía, los que no se develarán ni con ciencia cierta. Al parecer sólo Avatar podría haber desentrañado el entuerto ¿Y por qué? Porqué era el confidente de Claude ¿Y alguien le preguntó algo? Al parecer la relación fue secreta, fue un pacto de ellos Lía. Nosotros sólo sabemos el resultado y tú estás más preocupada por lo que pasó o no pasó antes de preguntarte algo más fundamental... Si Claude murió, entonces Cirro ¿Qué tiene que ver Cirro con todo esto? Al menos que Cirro también… ¡El secreto. No supímos el secreto! ¿Quiéres preguntarle al señor de los pajaros? Entonces lo que le susurraron los pájaros era... Ajá. Pero él no habla nuestra lengua ¿Tú entiendes el lenguaje de silbidos? No Lía no. Pues tendrás que venir nuevamente Lía para que sepas lo poco que pude sacarle al Cirro. Yo sé de tus metas y ocupaciones, pero quizá descubras algo más allá de que "no hay nada oculto bajo el sol." ¿Tú crees Farfán? Anda Lía, la historia parece que te cayó de peso.